Objetivos

El objetivo del Programa Equilibrio Renal es ofrecer a diversos especialistas información y formación continuada actualizada en el abordaje clínico de las alteraciones de la función renal.

Con este programa se pretende ofrecer una visión integral de las soluciones que ofrece Laboratorios Rubió en este ámbito, incluyendo los fármacos y productos desarrollados para abordar situaciones de hiperpotasemia o hiperfosfatemia.

Compromiso Rubió

Desde hace más de 50 años, trabajamos al servicio de la salud para acercar a los profesionales de la medicina soluciones terapéuticas que ayuden a mejorar la calidad de vida y la salud de las personas.

En este ámbito acercamos al especialista fármacos que contribuyen a restaurar y mantener el Equilibrio Renal, preservando en el paciente un balance favorable de electrolitos corporales y que, al mismo tiempo, resulten coste-eficientes.

Para Rubió es prioritario facilitar el acceso a tratamientos para preservar una mejor calidad de vida, asegurando la disponibilidad de los fármacos y optimizando los costes de tratamiento para consolidar la atención sanitaria como un derecho universal.

Trabajamos para ofrecer un servicio de calidad
como expresión de nuestro compromiso con el
cuidado de la salud renal

Los riñones

Los riñones son los órganos responsables de mantener el balance de los diferentes electrolitos corporales y del equilibrio ácido-base. La pérdida progresiva de función renal se traduce en una serie de modificaciones adaptaciones y compensatorias renales y extrarrenales que permiten mantener la homeostasis con filtrados glomerulares (TFG) hasta cifras en torno a 10-25 ml/min.

Con TFG inferiores a 10 ml/min, casi siempre existirán anomalías del medio interno con repercusiones clínicas.

La hiperpotasemia y la hiperfostatemia forman parte de las complicaciones de los pacientes con Enfermedad Renal Crónica (ERC).

Alteraciones metabólicas nutricionales en ERC

La ERC afecta de una manera especial a la situación metabólica nutricional de los pacientes.

Los pacientes con ERC presentan una alta prevalencia de malnutrición calórica-proteica, con alteración del compartimiento graso y proteico, así como una profunda alteración de las proteínas séricas.

Esta malnutrición calórica-proteica se produce por el propio fracaso de la función renal, al producirse un aumento de factores neuroendocrinos y de citoquinas.

La elevada prevalencia de malnutrición en ERC (50-70%) y las evidencias sugieren que la ingesta de nutrientes empieza a declinar con un filtrado glomerular (FG)<60 mL/min/1,73m2, y sostienen la recomendación que el estado nutricional debería valorarse y monitorizarse durante la progresión o desde estadios precoces de la ERC.

Con este programa se pretende ofrecer una visión integral de las soluciones que ofrece Laboratorios Rubió en este ámbito, incluyendo los fármacos y productos desarrollados para abordar situaciones de hiperpotasemia o hiperfosfatemia.

Además se aborda la necesidad de recurrir a una nutrición especializada en situaciones de desnutrición en la Enfermedad Renal Crónica, ERC, derivadas del Síndrome de desgaste proteico-energético (SDP) cuando la elección de un aporte nutricional correctamente balanceado es imprescindible.

REFERENCIAS:
– Alcázar Arroyo R. Alteraciones electrolíticas y del equilibrio ácido-base en la enfermedad renal crónica avanzada.Nefrología.2008; Supl.3:87- 93.

– De Luis L, Bustamante J. Aspectos nutricionales en la insuficiencia renal. Nefrología. 2008;3:333-42.

– Ruperto López M, Barril Cuadrado G, Lorenzo Sellares V. Guía de nutrición en enfermedad renal crónica. Nefrología.2008.Supl.3:79-86.