Desnutrición en pacientes con
enfermedad renal crónica

DIETA Y ESTILO DE VIDA

Si tiene ERC puede necesitar hacer cambios en su dieta. Estos cambios pueden incluir:

  • Limitar los líquidos.
  • Consumir una dieta baja en proteína.
  • Reducir el consumo de sal, potasio, fósforo y otros electrólitos, y obtener suficientes calorías si está bajando de peso.

Es posible que deba alterar más su dieta si su ERC progresa o si necesita diálisis.

OBJETIVO DE LA DIETA

El objetivo de la dieta es mantener un equilibrio en los niveles de electrólitos, minerales y líquido en su cuerpo.

Las personas en diálisis necesitan una dieta especial para reducir la acumulación de productos residuales en su cuerpo. Limitar los líquidos entre los tratamientos es muy importante porque la mayoría de las personas en diálisis orinan muy poco. Sin la micción, el líquido puede acumularse en el cuerpo y puede causar un exceso de líquido en el corazón y los pulmones.

ESTILO DE VIDA SALUDABLE

La actividad física le dará energía, reducirá el estrés y le ayudará a permanecer más independiente. También se ha demostrado que mejora la depresión y el estado de ánimo en general.

La actividad física no debe confundirse con el ejercicio físico exigente. Cualquier tipo de movimiento corporal ayuda: caminar, realizar actividades de jardinería, bailar, cuidar niños, incluso hacer las compras. La clave es encontrar algo que usted disfrute. Su energía aumentará con la actividad y, con el tiempo, podrá realizar más actividad.

Consulte siempre con su médico antes de
comenzar cualquier actividad física nueva.

NECESIDADES NUTRICIONALES

 

La actuación terapéutica debe ser individualizada y atendiendo al grado de ERC que presente el paciente y a sus comorbilidades.

 

ERC: enfermedad reanl crónica; FGe: Filtrado glomerular estimado; KDIGO: Kidney Disease Improving Global Outcomes.
Nota: Los colores mostrarán el riesgo relativo ajustado para cinco eventos (mortalidad global, mortalidad cardiovascular, fracaso renal tratado con diálisis o trasplante, fracaso renal agudo y progresión de la enfermedad renal) a partir de un metaanálisis de cortes de población general. El riesgo menor corresponde al color verde (categoría “bajo riesgo”; si no hay datos la lesión renal, no se puede catalogar siquiera como ERC), seguido de color amarillo (riesgo “moderadamente aumentado”), naranja (“alto riesgo”) y rojo (“muy alto riesgo”), que expresan riesgos crecientes para los eventos mencionados. Reproducido con permiso de KDIGO.
Cociente albúmina/creatinina: 1 mg/gramo = 0,113 mg/mmol. 30 mg/g (3,4 mg/mmol.)
Como puede apreciarse, los estadios según el FC se denominan ahora G1 a G5 y se confirma la división del estadio 3 en dos subgrupos: G3a y G3b, división también útil para determinar la prioridad de la derivación y las diferencias de riesgo.

Adaptada de: Kidney Disease: Improving Global Outcomes (KDIGO) CKD Work Group. KDIGO 2012 Clinical Practice Guideline for the Evaluation and Management of Chronic Kidney Disease. Kidney inter., Suppl. 2013; 3:1-150.

EN PREDIÁLISIS

Grados 1 y 2. En los grados 1 y 2 de la enfermedad renal crónica las recomendaciones son las mismas que las de la población general.

Grados 3 y 4. Recomendaciones

Restricción de la ingesta de proteínas

Se recomienda una dieta de restricción proteica moderada de en torno a 0,8 g/kg/día.

Preferencia de proteínas de alto valor biológico

En estos estadios, el 50% de las proteínas de la dieta deberían ser de alto valor biológico.

Se ha sugerido recientemente que la mitad de las proteínas de la dieta sean aportadas en forma de proteínas vegetales. Las proteínas de origen vegetal pueden ser beneficiosas en caso de restricción de fósforo. Además, las dietas vegetarianas disminuyen la producción de toxinas urémicas, que están implicadas en la progresión de la ERC.

¿Cuándo se recomienda la pérdida de peso?

  • En términos generales, no se recomienda la pérdida de peso en pacientes con sobrepeso con ERC. Sin embargo, en pacientes con IMC > 30 kg/m2, se sugiere una pérdida de peso moderada de al menos el 5% (idealmente, del 10%).
  • En pacientes con un IMC > 40 kg/m2, la cirugía bariátrica es una opción a tener en cuenta ya que es el único tratamiento que ha demostrado la pérdida de peso mantenida en el tiempo y la mejora del filtrado glomerular y de la microalbuminuria.

EN DIÁLISIS

En la terapia de sustitución renal los requerimientos cambian, debido a que la diálisis induce una pérdida de nutrientes (glucosa, aminoácidos, vitaminas y otros nutrientes) en primer lugar por el contacto con la membrana de diálisis y, en segundo lugar, porque la diálisis en sí misma produce una liberación de sustancias inflamatorias y pérdida de proteínas como la albúmina.

Por ello, los requerimientos serán:

  • Mantener una adecuada ingesta de proteínas y calorías. La ingesta diaria de proteínas y calorías para pacientes en hemodiálisis es de 1,1-1,2 g/kg/día y de 30-40 kcal/kg peso respectivamente. En pacientes en diálisis peritoneal las recomendaciones de calorías son similares o ligeramente inferiores (30-35 kcal/kg), aunque las de proteínas son ligeramente superiores 1,20 g/kg/día.
  • Mantener peso corporal adecuado. No se recomienda la pérdida de peso en pacientes con sobrepeso debido a que existe una relación inversa entre el índice de masa corporal (IMC) y la mortalidad en pacientes con ERC. Sin embargo, en pacientes con un IMC > 30 kg/m2, se sugiere una pérdida de peso moderada de al menos el 5% (idealmente, del 10%).

Su médico, tras la evaluación de su situación nutricional, será el que determine una dieta personalizada en función de sus comorbilidades u otros trastornos asociados (como hiperfosfatemia o hiperpotasemia) pudiendo prescribirle suplementos nutricionales para asegurar una correcta nutrición.

SUPLEMENTACIÓN NUTRICIONAL

En pacientes con desnutrición (o SDPE), las guías clínicas de desnutrición en pacientes con ERC recomiendan la suplementación nutricional por vía oral (SNO) siempre que no se logren los requisitos nutricionales a pesar de los consejos dietéticos.

Estudios intervencionales y observacionales han demostrado beneficios del tratamiento nutricional con SNO en pacientes con ERC en diálisis: Aumento de la ingesta de energía y proteínas, el peso corporal, la masa magra y los niveles de albúmina.

Además de los efectos beneficiosos en el estado nutricional, el tratamiento con SNO se ha relacionado con:

  • Disminución de hospitalizaciones y mortalidad.
  • Mejora de la calidad de vida.

RECETAS Y TRUCOS

A continuación, puede acceder a los siguientes documentos que incluyen recetas variadas para incluir la suplementación nutricional por vía oral (SNO) prescritos por su médico en fórmula completa en polvo.